The Treasure Planet

En el año 2002, Disney Pictures haría una de las más grandes apuestas de la historia cinematográfica: Una adaptación de la Isla del Tesoro de Robert Louis Stevenson.

A pesar de los bajísimos números de taquilla, The Treasure Planet fue considerado el epítome de la animación. Durante su año de estreno, recibió alabanzas de la crítica mundial gracias a su guion adaptado, efectos especiales e innovación de las aventuras espaciales.

Subestimada en su época por los fanáticos, la producción dirigida por Ron Clements y John Musker ha pasado a convertirse en una película de culto. De esta manera, es apreciada hoy en día como una obra indispensable para los fanáticos de la ciencia ficción.

Argumento

La historia se enfoca en la vida de Jim Hawkins (Joseph Gordon-Levitt), un joven apasionado que sueña con dejar su hogar para surcar el espacio. Inspirado por las historias del capitán Flint y abandonado por su padre desde pequeño, decide que es momento de llevar a cabo sus aspiraciones.

Un día común y corriente, nuestro protagonista presencia la colisión de una nave espacial cerca del negocio familiar. Explorando el sitio de impacto, Hawkins se topa con el moribundo piloto, quién le concede una misteriosa esfera de metal. Sus últimas palabras al entregarla fueron: “Cuídate del ciborg”.

Acto seguido, una banda de piratas espaciales ataca el negocio familiar en busca de la mencionada esfera; Jim, su madre (Laurie Metcalf) y su amigo, el doctor Delbert Doopler (David Hyde Pierce) logran escapar de los bandidos sin perder el misterioso artefacto.

Una vez a salvo, Jim y el Dr. Doopler descubren que la esfera es un proyector holográfico, el cual podría revelar la localización del legendario tesoro del capitán Fint.

Así, ambos deciden embarcarse en una peligrosa aventura bajo el mando de la capitana Amelia (Emma Thompson) hacia The Treasure Planet. Posteriormente, Jim descubrirá que la tripulación es un grupo de bandidos espaciales, liderados por el ciborg John Silver (Brian Murray) para dar con el grandioso botín.

¿Qué hace a The Treasure Planet tan especial?

La cautivadora historia de Stevenson fue adaptada casi a la perfección a la gran pantalla y al panorama espacial. Los ambiciosos efectos especiales hacen de las aventuras una experiencia única e inigualable para cualquier espectador.

Por si fuera poco, la banda sonora de Disney no se quedó atrás. Las increíbles escenas de acción y aventura son acompañadas por piezas magistrales a cargo del director James Newton Howard.

El resultado es una maravilla irremplazable, no sólo en el género de la animación, sino en el complejo ámbito de la ciencia ficción. Como resultado, la calidad de esta producción se ha mantenido vigente a través de los años, convirtiéndose en un clásico universal.

¡Disfrútala!